07 marzo 2011

Actividad 1 de la materia de Técnicas Bibliográficas I (semestre 2011-2)

Estimados alumn@s:

Como lo prometido es deuda, desde este momento y hasta al día sábado 12 de marzo queda abierta la línea de discusión en torno a la importancia que guardan las fuentes, los recursos, las unidades y los sistemas de información en el proceso de investigación pedagógica. Para ello pueden y deben apoyarse en las lecturas de la primera Unidad del curso de Técnicas I, así como en sus apuntes de clase. Sólo recuerden que su participación en este espacio bede ajustarse a los parámetros de cordialidad y respeto que todo buen cibernauta deje manejar.

Por otro lado, para quienes no están familiarizados en escribir comentarios en este o cualquier otro blog, a continuación les explico cómo deben registrar su participación:

1) Primeramente ubica la liga que dice comentarios y da un clic ahí (esta liga se encuentra al pie de cada entrada o post).


2) Antes de escribir tu comentario, selecciona y edita tu perfil (debes escoger la opción que dice Nombre/URL).


3) Coloca tu nombre completo y dirección electrónica (en caso de que cuentes con un blog o sitio en Internet).


4) Después de que hayas escrito tu comentario, haz clic en el botón que dice Publicar un comentario. En ese momento tu comentario quedará registrado dentro de esta bitácora.


Nota: Les recomiendo ampliamente que antes de escribir su comentario en la caja de texto anterior, primero lo redacten en un procesador de palabras y verifiquen tanto redacción como ortografía, pues de esa manera estarán plenamente seguros de que lo que escriben es realmente lo que quieren expresar.

Que tengan un excelente inicio de semana y espero sus comentarios.

55 comentarios:

MIGUEL ANGEL MONREAL CASTILLO dijo...

Maestro y compañeros de grupo:

Con los primeros temas de esta unidad me he dado cuenta de la importancia que tiene la biblioteca en el desarrollo educativo de una comunidad. En ella se resguarda los materiales que dan fe de nuestra cultura. A cada momento se alimenta de nuevas ideas y son éstas las que permiten mover al mundo.
En la escuela donde trabajo, nuestra biblioteca esta fuera de servicio. Lo aprendido en la asignatura me ha motivado para concientizar a mi Director sobre la importancia que tiene el reabrir lo màs pronto posible la biblioteca.
Estoy seguro que en este foro nuestro debate de ideas contribuirá a reforzar lo aprendido y a despertar nuevos saberes.
Saludos
Atte
Miguel Angel Monreal Castillo

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Estimado Miguel Ángel:

Me perece que es muy importante que pronto se restablezca en tu escuela el servicio de biblioteca, pues como bien comentas, ésta debería ser un espacio vital entre los alumnos en términos de investigación y esparcimiento. También me alegra saber que parte de esta asignatura te haya servido para darte cuenta de la importancia que tienen las bibliotecas en la vida académica y social de cualquier entidad educativa. Saludos.

Carmen Rosario Torres Gorostieta dijo...

Maestro y Super Compañeros del Suaped:
Nos estamos familiarizando con las diferentes unidades de información que nos van a permitir conocer en donde podemos encontrar la que se requiera para nuestros objetivos; para ello contamos con bibliotecas, hemerotecas, archivos. La biblioteca como herramienta de investigación y enseñanza está a nuestro alcance (Central y Samuel Ramos). Pero ante la imposibilidad de acudir a las mismas, debido a los compromisos laborables que tenemos. ¿Cómo se puede recurrir a la información virtual, para subsanar este problema?.

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Estimada Carmen:

En la UNAM hay un servicio que hasta hace un par de años se le conocía como BIDI (Biblioteca Digital). Actualmente lleva el nombre de "Acceso Remoto a Recursos Electrónicos", el cual puedes consultar en la página de la Dirección General de Bibliotecas (http://dgb.unam.mx/).

Durante este semestre no abordaré el tema de los recursos electrónicos y digitales, pues eso es parte de la materia de Técnicas II. Pero te adelanto que en ese espacio puedes consultar un gran cantidad de información digital relacionada con los temas de educación y pedagogía, contenida principalmente en bases de datos, libros electrónicos, revistas en texto completo, etcétera.

Saludos.

Guadalupe Jiménez Martínez dijo...

Hola profesor Juan Manuel y compañeros, yo considero que esta actividad de visitar la biblioteca, asi como las lecturas que revisamos son de vital importancia en nuestra formación, ya que el trabajo de investigación es una constante durante el curso de la licenciatura, al igual que en el campo laboral, y por consecuente es necesario conocer los sistemas de información así como la forma en que los utilizaremos.

En lo personal, me fue muy útil, además aclaró mis dudas sobre el sistema de clasificación, ya que antes yo no conocía la manera como se clasificaba el acervo.

GONZALO dijo...

GONZALO JARAMILLO (41114780-4)
Estimad@s
El comentario lo estoy mandando desde la Biblioteca Samuel Ramos, desafortunadamente no pude asistir a la visita a este recinto del sábado Marzo 5 pero aquí estoy, ya tengo la credencial, ya también solicité el acceso a la Biblioteca Digital, aproveche y me di de alta en la Biblioteca Central así que creo que estoy listo para aprovechar al máximo los estudios de la Licenciatura de Pedagogía. Como vimos en el cuento de Jorge Luis Borges "La Biblioteca de Babel", las posibilidades que se abren para la búsqueda y el estudio en lugares especializados como la Biblioteca Samuel Ramos nos facilita el acceso a un mundo muy amplio para seguir construyendo nuestro conocimiento centrado no solo en la vida escolar que estamos desarrollando sino en nuestra vida laboral ya que para crecer necesitamos tener un aprendizaje continuo. De frente al artículo de Bertha Enciso "Los Derroteros de la Información" se puede respirar aquí adentro de este recinto desde donde estoy escribiendo, el orden que debe de guardar todo el conocimiento escrito para que pueda ser consultado por los diferentes alumnos estudiantes de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, estoy rodeado de pedagog@s, filosof@s, historiadores y otras personas que buscan expandir su conocimiento llevando así un engrandecimiento personal y para la sociedad.

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Estimado Gonzalo:

Es una lástima que no hayas podido acudir a la visita guiada en la Biblioteca SR, la cual ha sido, cabe mencionar, una de los más numerosas que he organizado. :D

Pero al mismo tiempo celebro que participes en esta actividad, lo cual quiere decir que estás al pendiente de la asignatura; además esto también lo percibo cuando me comentas que has tramitado las credenciales tanto de la biblioteca Samuel Ramos como la de la Central. Muy bien, te mando un saludo y seguimos en contacto.

Juan José Méndez Olalde dijo...

Juan José Méndez Olalde

Hola compañer@s, este es mi comentario:

Las fuentes, recursos, unidades y sistemas de información son indispensables, vitales para la investigación pedagógica, pues sin ellos sería casi imposible el desarrollo de esta disciplina, y por lo tanto nuestra formación como futuros pedagogos no tendría razón de ser; difícilmente sin estas herramientas generaríamos nuevos conocimientos y métodos para la evolución de la educación. Las fuentes, como son los profesores y las bibliografías que nos han guiado hasta este momento en nuestra carrera han sido muy eficientes, ni duda cabe. Y los sistemas de información de la universidad, de lo mejor. Solo nos falta a nosotros hacer buen uso de ellas y aprovecharlo al máximo.
En cuanto a la primera unidad que hemos visto en las materias de Técnicas... y Fundamentos..., su objetivo ha sido muy claro; comenzando con la lectura de "La Biblioteca de Babel" de J.L. Borges, se nos ha mostrado que el conocimiento y la información son ilimitados, no hay excusa para no adquirirlos; en "La carta robada" de E. A. Poe, se nos invita a tener una mente Dupiniesca -como la del detective Augueste Dupin-, para llevar a cabo la investigación de una tarea en cuestión y la resolución de problemas. En cuanto a las lecturas de "Qué es esa cosa llamada ciencia" y "El proceso de la investigación científica", fue una invitación al mundo de la ciencia y cómo desarrollarla. A los textos relacionados con el funcionamiento de la biblioteca y su catálogo, se nos ha enseñado cómo hacer uso de una de las principales herramientas del futuro pedagogo, como es la biblioteca, este templo del saber, en donde el 80% o 90% de las teorías científicas han visto la luz.
A grandes rasgos, compañer@s, esta es la perspectiva -vista desde estas dos materias- que tengo hasta ahora de lo que va de la carrera.
Saludos

MIGUEL ANGEL MONREAL CASTILLO dijo...

Hola Compañero Juan Josè
Revisando las ideas principales de mis apuntes, sobresale la necesidad de estar entrenados para ingresar a una biblioteca. Muy pocas veces nos ponemos a pensar en las diferentes labores que se llevan a cabo para organizar los materiales bibliográficos. La visita a la biblioteca “Samuel Ramos” una de las más bastas en bibliografía educativa es muestra de ello.
Por otra parte es importante mencionar que en nuestro país la biblioteca se vuelve publica en el siglo XIX, como comentaba el maestro Zurita en clase: anteriormente el acceso a la biblioteca tenía un tinte elitista
atte
Miguel Angel Monreal Castillo

César Samuel González Belmont dijo...

Me gustaría comentar acerca del impacto que han tenido los avances tecnológicos en las distintas unidades de información, ya que estas han ido incorporando de alguna forma las Tecnologías de Información (TIC’s) para apoyar al investigador y hacer más eficiente su tarea. Hoy puedo comparar la facilidad con la que puedo encontrar un texto, una noticia o un documento con ayuda de estos sistemas contra mis experiencias en la Facultad de Ingeniería hace 20 años cuando la búsqueda se tenía que hacer en los ficheros donde estaban ordenadas por título, por tema o por autor las fichas bibliográficas que constituían el acervo de la biblioteca.
No se diga cuando íbamos a buscar mapas o algún otro tipo de documento, a veces eran horas para poder localizar una carta o un archivo específico. Hoy estas búsquedas se pueden realizar incluso desde casa y con el poder de un clic obtener una impresión de cualquiera de esos documentos.
Me queda muy claro que en la investigación social, estas unidades de información cobran una mayor importancia ya que además de los libros de la biblioteca, el investigador consulta diarios, revistas, archivos históricos (muchos de estos en formatos digitales o en microfilm), y por supuesto que no pueden faltar las búsquedas en el ciberespacio que se ha convertido en uno de los centros de información más populares y que nos permite acceder a acervos tan importantes como la Biblioteca Central de la UNAM o la Biblioteca Cervantes (http://www.cervantesvirtual.com).

José Luis Barbosa Pacheco dijo...

A través de las diferentes lecturas, nos hemos ido adentrando en la importancia de las fuentes de información. Desde la lectura de Jorge Luis Borges, que nos describe la biblioteca como la totalidad, la perfección; pasando por “Los derroteros de la información” que nos marca la importancia de la biblioteca con una frase concluyente: “no hay desarrollo sin educación” y, “no hay educación sin biblioteca”; hasta llegar a “Los sistemas de información y la biblioteca” con los aspectos técnicos de estos recursos. En nuestro quehacer pedagógico, la biblioteca será nuestro instrumento de trabajo, estudio e investigación y su meta principal es el florecimiento de nuestra creatividad intelectual. Para complementar, la visita a la biblioteca, me ayudó a “saber buscar” y el cuidado que debo tener en el manejo del material -yo era uno de los que, por “educación” volvía a poner los libros en los anaqueles. Por otro lado, se ha planteado que ya está cerca “la muerte de la palabra impresa”, si el “Kindle” o el “iPad” sustituirán al libro “analógico” o cómo serán las bibliotecas del futuro; sin negar la importancia que tienen también como sistemas de información, he optado por aprovechar primero los recursos que tenemos disponibles en las bibliotecas. Que a su vez, están siendo cada vez más “amigables” para el usuario, al facilitar la búsqueda y obtención de materiales.

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Me parece importante lo que comenta su compañero Miguel Ángel sobre "de estar entrenados para ingresar a un biblioteca", pues de algún modo eso era el objetivo principal de la visita: acercarlos al uso de la Biblioteca SR de una manera consciente y preparada.

GONZALO dijo...

Gonzalo Jaramillo (41114780-4)
Referente al comentario de José Luis Barbosa, me parece interesante su reflexión sobre como serán las bibliotecas del futuro, entendiendo que estamos viviendo una transición hacia el mundo virtual. Es clave en este sentido que ese paso nos abre la posibilidad de hacer más público el acceso a las bibliotecas, a lo mejor mediante una inscripción que ayude a solventar los gastos de conexión con varias fuentes, ahora no importa en donde estés puedes estar conectado con la puerta hacia el conocimiento, ya sea que te encuentres viviendo en una comunidad de 100 personas en la Sierra Tarahumara o en el distrito financiero de Monterrey, cualquier persona tendría la posibilidad de hacer consultas por ejemplo en la Biblioteca Central de la UNAM sin tener que desplazarse físicamente a hacerlo. Como en la biblioteca de babel " las posibilidades se multiplican.Yo me atrevo a insinuar esta solución del antiguo problema: La Biblioteca es ilimitada y periódica. Si un eterno viajero la atravesara en cualquier dirección, comprobaría al cabo de los siglos que los mismos volúmenes se repiten en el mismo desorden (que, repetido, sería un orden: el Orden). Mi soledad se alegra con esa elegante esperanza." (Borges, 1943).

Judith Alejandra Vanegas Díaz dijo...

Hola comapañer@s,

Debo confesar que en toda mi trayectoria como estudiante evitaba el asistir a la biblioteca de la escuela en turno. Sin embargo, ahora me doy cuenta que esa aversión se debía a la falta de información para el adecuado uso y aprovechamiento de todos los recursos que podemos encontrar en la biblioteca. Además la forma en que el profesor nos ha ido adentrando en la asignatura es genial y la hace más agradable, todas las lecturas son extraordinarias pero he disfrutado más la de Borges y las de Garza Mercado.
Coincido con Carmen Torres en que a muchos de nosotros la cuestión tiempo es la gran limitante. Por poner un ejemplo, el día de ayer acudí a la biblioteca SR para consultar las revistas ya que es el día que tomo otras tutorías y el único que me autorizan en el trabajo y cerraron temprano, por lo que ahora tengo un gran conflicto.
Creo que para evitar que otros estudiantes tenga la misma renuencia que yo tenía, se debe de familiarizar a l@s chic@s desde edades tempranas de acuerdo a sus necesidades en este extraordinario mundo de la información y el conocimiento que ofrecen bibliotecas.

Saludos a tod@s
Alejandra Vanegas

José Luis Barbosa Pacheco dijo...

Es muy importante lo que mencionas Alejandra, referente a que muchos no tenemos la costumbre o el tiempo para asistir a una biblioteca. Precisamente hemos escogido el sistema abierto por que se adapta a nuestra condición de vida. Pero, como lo mencionó el Profesor Juan Manuel, a medida que vamos ir avanzando en la carrera, aprenderemos a hacer consultas en otras fuentes de información; de tal manera que de acuerdo a nuestras necesidades, vamos a utilizar el que mejor nos proporcione la información que estamos buscando o recurrir a una combinación de ellos.

Anónimo dijo...

BIANCA DE JESÚS CONTRERAS RODRIGUEZ
CREO Q ESTA ACTIVIDAD LA HICE EL SEMESTRE PASADO JA! Y ME HECHE UN BUEN ROLLO SIN EMBARGO CREO QUE EN ESTA OCACION SE ESTAN DANDO PUNTOS DE VISTA Y TIENEN MUY BUENAS OBSERVACIONES COMO ESO DE TENER UN ENTRENAMIENTO PREVIO A UTILIZAR LA BIBLIOTECA. CONSIDERO QUE ES COMO CUANDO VAS A OCUPAR POR PRIMERA VEZ UN APARATO O ALGO ASI Y DEBES TENER EN CUENTA EL INSTRUCTIVO. CREO QUE EN MUCHAS ESCUELAS LA BIBLIOTECA SIEMPRE ESTA ABANDONADA HABLO DE PRMARIAS Y SECUNDARIAS EN DONDE NO HAY UNA CULTURA PARA ACERCAR A LOS ALUMNOS A LOS LIBROS. RECUERDO CUANDO IBA EN PRIMARIA LA DIRECTORA LES LLEVABA LIBROS A LOS GRUPOS QUE NO TENIAN PROFESOR Y LOS LIBROS SIEMPRE TERMINABAN ROTOS O SE PERDIAN. CREO DE SUMA IMPORTANCIA FOMENTAR LA BIBLIOTECA PUES SI NO LAS TECNOLOGIAS ACABARAN POR HACER UN LADO LOS LIBROS Y ESTOS GRANDES ESPACIOS, Y AUNQUE COMO MENCIONAN ALGUNOS COMPAÑEROS QUE NO SE ACERCAN A LA BIBLIOTECA POR FALTA DE TIEMPO Y ESO LES DIRIA QUE CONFIO MAS EN LA INFORMACION DE LOS LIBROS QUE EN LA DEL INTERNET PUES ESTE OTRO ES OTRO MUNDO INFINITO DE INFORMACION VERIDICA Y FALSA POR ESO HAY QUE SABER OCUPAR AMBAS COSAS EL INTENET Y LA BIBLIOTECA, PERO PUES EMPECEMOS CON LA BIBLIOTECA!

Aurea Elizabeth Palomo España dijo...

Yo quisiera añadir a los comentarios previos, la importancia de todo el trabajo que hay detrás de las bibliotecas y en general, los centros de documentación. Cómo cada uno requiere de un sistema propio de adquisición, almacenamiento, clasificación, equipamiento, e incluso de un público particular. No se trata solo de hacinar informaciones en un solo recinto, sino más bien de establecer procedimientos que faciliten la consulta y preservación óptima de ellas.
Retomando lo que comentó nuestro compañero Miguel Ángel Monreal, considero que la biblioteca de hoy, aunque pública, conserva algo de elitismo en esencia, debido a que, aun cuando cualquiera pudiera hacer uso de sus instalaciones, se requiere de la habilidad de decodificar el sistema para poder servirse de ella. Ejemplo de ello, son las lecturas de Borges en “la Biblioteca de Babel”, o la de Poe, en “la Carta Robada”, que se pueden leer como simples pasajes lúdicos, o ir más allá de las líneas para darle la interpretación que ahora, en clase, le hemos dado.
Solo mediante la ejercitación de hábitos de consulta, podremos ampliar nuestros horizontes a un mayor conocimiento.

César Samuel González Belmont dijo...

Me gustaría comentar respecto al impacto de las tecnologías de información y comunicaciones (TIC) en las unidades de información, ya que si comparamos con los procesos de búsqueda de hace 20 años, estamos hablando de una gran diferencia en la constitución de estas unidades. Cuando yo estudié en la Facultad de Ingeniería, la búsqueda de libros se hacía en unos ficheros con miles de tarjetas (fichas bibliográficas) que estaban clasificadas por tema, autor o título, por supuesto el proceso era considerablemente más complicado, ni hablar de la búsqueda de cartas, mapas, documentos de construcción, etc. Hoy estas tecnologías han transformado estos procesos al grado que podemos realizar búsquedas desde nuestra casa e imprimir textos o documentos con el poder de un clic.
Desde la perspectiva como estudiante de ciencias sociales, los beneficios también son considerables, ya que la investigación social abarca la búsqueda en diferentes unidades de información: hemerográficas, documentales, multimedia e incluso muchos de los documentos históricos se encuentran digitalizados o en microfilm. A través del centro de información podemos acceder a una gran cantidad de medios publicados en el extranjero con una facilidad asombrosa lo que hace mucho más eficiente y efectiva la labor del investigador social.

César Samuel González Belmont dijo...

Me voy a permitir generar un segundo comentario de algo que me sucedió el día de hoy. Yo doy clases de una asignatura que nada tiene que ver con ciencias sociales y hoy recordando nuestra sesión del sábado se me ocurrió hacer un ejercicio: les pedí a mis alumnos que hicieran un algoritmo describiendo el proceso para realizar la búsqueda de un libro en la biblioteca; estamos hablando de jóvenes de 4° de preparatoria y cuando vi sus respuestas casi me voy de espaldas. Aquí les presento alguno de estos textos:
1.- Investigo el nombre del libro, autor, editorial etc. (datos de entrada)- Hasta aquí vamos bien.
2.- Acudo a la biblioteca del colegio y le pregunto a la encargada de la biblioteca si tienen el libro!!!!!!
3.- Busco en el estante en orden alfabético hasta encontrar el libro o le pido a la encargada que me lo traiga (datos de salida).
Es triste descubrir que en nuestro país hemos ido perdiendo no solo el gusto por la lectura sino la capacidad de acudir a una biblioteca y peor aún, no sabemos ni siquiera buscar un libro en ese espacio, no saben que existe todo un sistema de clasificación y no comprenden la importancia o la utilidad de este sistema
Con esta experiencia descubrí que mis alumnos al no acudir nunca a la biblioteca y no buscar libros creen que estos están acomodados simplemente por orden alfabético. En la biblioteca de mi escuela el sistema de clasificación es el de la Biblioteca del Congreso pero nadie se ha tomado la molestia ni siquiera de decirle a los alumnos como buscar y si lo han hecho, a los chicos no les interesa por que todo está en internet.
También tenemos un acervo de revistas de ciencias, artes y literatura, se puede consultar el diario o buscar las noticias más relevantes en unos estantes especiales pero nada de esto tiene significado para los alumnos y esa es la triste realidad de nuestras bibliotecas.

AMINTA ALEJANDRA RAMOS ABREU. aminta.ramos@comunidad.unam.mx dijo...

Profesor y compañer@s:
Me parecen muy importantes e interesantes los temas tratados en esta materia, debería ser obligatorio para cualquier carrera universitaria llevarla en un curso propedéutico, ya que el conocimiento y manejo de las técnicas de investigación son fundamentales para un buen desempeño académico y profesional.
La maravillosa lectura de la Biblioteca de Babel, realmente me introdujo en ese lugar interminable, con sus salas hexagonales e infinita sabiduría; pero sobre todo me transportó a la biblioteca del libro de Umberto Eco “El nombre de la rosa”, el cual es uno de mis favoritos. Me llevé una grata sorpresa al conocer la interpretación de la lectura, jamás hubiera imaginado la cantidad de simbolismos que maneja en ella Jorge Luis Borges.
Fue una gran oportunidad haber tenido una clase y visita guiada en la biblioteca Samuel Ramos, ya que nos permitió identificar muchos aspectos comentados en clase, así como conocer, mediante el sistema de codificación del Catálogo del Congreso, la forma en que está acomodado el material de una biblioteca, lo que se debe hacer y lo que NO se debe hacer, como no volver a poner un libro en su lugar, ya que si nos equivocamos, equivale a que no exista ese libro, ya que podría estar extraviado años. Yo tuve la experiencia, como comenté en clase, de haber entrado a la biblioteca y no saber qué hacer o cómo buscar, estoy segura que, gracias a esta clase no me vuelve a ocurrir, además de que poco a poco tendré la práctica suficiente para no tener problemas de ese tipo.
Me gustaría comentar algunas experiencias que tengo con los libros y lo importante que es inculcarles a los niños el amor por la lectura y por supuesto que aprendan a darle valor a los libros, pero sería un poco largo, por lo que será en otra ocasión.
Saludos.

MIGUEL ANGEL MONREAL CASTILLO dijo...

En relación a lo comentado por Cesar Samuel Gonzàlez me permito citar lo que se menciona en la lectura; Los derroteros de la información
“… para leer se requiere de un método que haga de la lectura parte de nuestra forma de ser y casi un modo de vida. Un modelo a seguir podría ser útil y el del hogar es definitivo; se dice que leen más los niños de padres que leen, y ello es cierto porque una forma de ser no aparece por generación espontánea” 1
Sin embargo, también cabria el preguntarnos ¿Cuántos de los profesores leen? la falta del hábito de lectura por parte del docente, provoca la creación de estrategias mecánicas o reduccionistas en donde la motivación del estudiante a la investigación, el análisis y la reflexión de su hacer se ve opacada.
En relación al mismo texto, sobresale el denominado paralelismo entre la educación y la biblioteca. ¿Será la falta de espacios bibliotecarios adecuados en las escuelas un indicador del bajo índice educativo de un país? ó ¿la falta del hábito de lectura en los padres? Quizás pueda suceder, que no existe una cultura lectora que permita hacer uso de los espacios en donde se alberga el conocimiento. Un ejemplo es la ausencia de personas en diferentes bibliotecas municipales. ¿Qué tenemos que hacer dentro del ámbito pedagógico para atender el problema? Son preguntas que me surgen y que espero motiven el dialogo

1 Enciso B (1997) Los derroteros de la información: la biblioteca en el contexto social. En al Biblioteca La bibliosistemàtica e información p. 2. Segunda edición: México: el Colegio de México

JOSE DE JESUS GONZALEZ SILVA dijo...

El contexto y la dinámica social se han transformado con el paso de los tiempos, el ser humano como parte de su esencia ha buscado la explicación de los fenómenos a través de diversos tipos de conocimientos, que van desde las concepciones deidáicas, hasta los elementos científicos más diversos.
En esta dinámica encontramos los esfuerzos por preservar esos conocimientos tratando de almacenarlos en documentos y en la utilización de los mismos por parte de la siguiente forma de preservar los conocimientos: la educación.
En el paso del tiempo el binomio educación-bibliotecas ha jugado un papel trascendental en los fines de formación científica, alfabetizadora y capacitadora de los sujetos, sin embargo y bajo los problemas que se enfrentan de una escasa aproximación de las personas hacia los libros cabe el debate de que la educación también debe fomentar una cultura de acercamiento a las bibliotecas.
Pareciere que en las escuelas solo se jactan de dejar lecturas de libros que apoyen la formación disciplinaria que les corresponde, pero han dejado de lado el soporte que les garantice que los estudiantes se acerquen analíticamente a los libros, este soporte debe estar anclado en las formas adecuadas de lectura y sobretodo de la utilización de los acervos bibliográficos que se tienen en la bibliotecas.
En ocasiones una primera aproximación a las bibliotecas por estudiante puede ser una de las experiencias definitorias en sus próximas visitas al centro documental. Al no saber aproximarse a una biblioteca puede realizar búsquedas infructíferas y generar e el alumno la visión de inutilidad frente a la biblioteca y recurrir hoy por hoy a la información vertida en internet.
Las escuelas y la educación formal deben ser visionarias de esta problemática pues actualmente la revolución tecnológica han perneado las formas en las que la enseñanza se imparte… La revolución informativa ha aproximado a los alumnos diferentes documentos e informaciones que regularmente no han pasado por filtros analíticos o la supervisión de una información fidedigna, por lo que puede correrse el riesgo de que esa información poco fiable pueda ser tomada como verdad.

Ante ello la biblioteca juega un rol trascendental pues en su esencia radica la clasificación y supervisión de la calidad de la información que ahí se almacena, sin embargo también es reto de la bibliotecología y de los centros bibliotecarios, el generar dinámicas que permitan a las nuevas generaciones la capacidad de reflexionar analíticamente la calidad de la información que consultan y que puedan tomar decisiones adecuadas sobre qué tipo de información consultar para determinados acontecimientos no solo en el plano académico, sino que puedan utilizarse también en los planos de la vida cotidiana.
Hoy por hoy la revolución social implica la complejización del pensamiento y de las relaciones humanas, la respuesta de las escuelas debe centrarse en complejizarse para actuar complejamente en una sociedad compleja, entender desde la singularidad de los hechos para proyectar globalmente los esfuerzos.
Las bibliotecas enfrentan el reto de ser una institución que preserva la historia, pero que debe proyectar ese conocimiento para responder a las necesidades presentes, proyectando un futuro que transforme las realidades hacia una prosperidad mayor.
Este universo de conocimientos y de múltiples visiones sobre la vida que convergen en los estantes de una biblioteca enfrentan el reto de contextualizarse y por lo tanto de transformarse para una sociedad en constante cambio.
Por lo que la educación deberá transformarse el unísono con su principal compañera de enseñanza: las bibliotecas. Los esfuerzos compartidos por enseñar una nueva forma de aproximación a los libros y por ende a la lectura, por consiguiente provocará que la relación de la bibliotecología y escuela se estreche.

Martha Torres Juàrez. dijo...

Hola, profesor Juan Manuel, compañer@s.
Creo que esta nueva herramienta que estamos adquiriendo, más allá de ser una necesidad para la práctica profesional es primeramente un gozo, haber hecho el recorrido con un guía experto hace que el aprendizaje sea fácil de digerir y al mismo tiempo fácil de transmitir.
Más allá de ser una obligación académica y/o requisito universitario, la biblioteca es desde mi punto de vista un espacio de descubrimiento y puede llegar a ser parte de la vida como enriquecimiento personal.

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Trataré de ir por partes.

Estimado Gonzalo Jaramillo:

Me parece que lo ideal hoy día sería saber conducirse plenamente tanto en una biblioteca tradicional como en el ciberespacio (WWW). Lo importante es desarrollar habilidades y estrategias de búsqueda que nos permitan recuperar y compartir información independientemente del medio y el tipo de soporte. Aunque cabe mencionar que las habilidades para uno u otro universo si bien parten del mismo principio, a la hora de los "machetazos", las cosas pintan distinto. Por eso lo importantes es comenzar y, mejor aún, si partimos de una entidad harto conocida: la biblioteca.

Estimado Cesar Samuel:

¡Si te dijera que no me sorprende que los alumnos de bachillerato piensen que la biblioteca se ordena alfabéticamente y que no saben cómo buscar en ella! Pero bueno, esa es la realidad de todo nuestro sistema educativo, tanto a nivel básico, medio como superior. Lo que ahora urge es precisamente ir inculcando la importancia que guarda la biblioteca en todo proceso de formación educativa, lo cual me parece se lograría si tuviéramos la habilidad de hacerla ver como algo lúdico y no como una imposición. Difícil tarea, ¿no lo crees?

Estimado José de Jesús:

Realmente me llama la atención cuando dices que la bibliotecología debe ser una disciplina que propenda a tender puentes entre la educación y las bibliotecas. En el caso de México, la bibliotecología ha tendido más a focalizarse en los procesos de administración y organización bibliotecaria que a procurar ser ese vínculo con la educación. En ese sentido, te repito que me llama mucho la atención tu comentario porque ese es uno de los argumentos que un bibliotecario norteamericano, Jesse Shera, expuso constante hasta al punto de reconocerlo como el corazón de toda actividad bibliotecaria. Sin duda, como él y como tú, yo creo que ese es uno de los principales motores que mueven a muchos de los que decidimos ser bibliotecarios: la educación.

Victor Manuel Campos Mancilla dijo...

Buen día Compañer@s...

En el proceso de investigación, es de suma importancia tener dominio de las fuentes, los recursos, las unidades y los sistemas de información, ya que para poder llevar a cabo esta tarea éstos nos proporcionaran los elementos de juicio para arribar a conclusiones; es trascendental saber escudriñar, pues, en nuestros tiempos la información es bastante y no toda es necesaria para alcanzar nuestros fines, por lo que un conocimiento de los métodos de investigación y de las técnicas con las que se clasifica la bibliografía nos facilitará el trabajo y orientará en ese mundo de la información; por otra parte, coincido en los comentarios de mis compañeros en que el uso de la biblioteca como fuente de conocimiento y en general la lectura, han estado limitados entre otros por condiciones económicas o por cuestiones culturales, corresponderá a nosotros proponer cambios que permitan promover el hábito a la lectura y romper con la enajenación que otras fuentes informativas logran y que ocasionan en la mayoría de la población un juicio parcial de los acontecimientos.

José Luis Barbosa Pacheco dijo...

Recuperando el comentario del profesor Juan Manuel: “Lo importante es desarrollar habilidades y estrategias de búsqueda que nos permitan recuperar y compartir información independientemente del medio y el tipo de soporte”, y que se relaciona mucho con el que hizo Victor Manuel, esta parte para mí es fundamental porque podemos tener el acceso a los sistemas de información, pero de nada sirve si no los sabemos aprovechar. Yo doy clases a alumnos de Ingeniería, y poniendo en práctica lo que hemos estado aprendiendo en la carrera, les proporcioné bibliografía –tomada del catálogo de la biblioteca de la facultad-, y les dije que a partir de ahora todas las tareas de investigación deberían hacerlas apoyándose en esa bibliografía; nada de “el rincón del vago”, “wikipedia”,” taringa”, etcétera; si utilizaban esas páginas, deberían de poner las referencias bibliográficas en las que se había basado esa información. Bueno, su cara reflejaba las maldiciones que estarían pensando –y siguen pensando.
Entonces –como han comentado-, lo ideal es iniciar con los niños, pero los adultos y jóvenes todavía pueden (y podemos) formarse en el hábito de recurrir a las diferentes (o alternativas) fuentes de información.

Luz Edith Muñoz Ramos dijo...

Profesor y compañer@s:
He de confesar que yo tampoco ocupo mucho la biblioteca, pero al ingresar a la Universidad (me encontraba antes en la facultad de Medicina Veterinaria) me di cuenta de que es una herramienta fundamental desde el principio de nuestra carrera. Así empezamos a familiarizarnos con la búsqueda de libros, pero realmente no sabía que era lo que había detrás de esos numeritos combinados con letras :P. Tanto las clases como las lecturas y nuestra visita a la Biblioteca han sido de mucha ayuda y me han ayudado a comprender cuan maravilloso y enorme es el universo de la biblioteca y me sorprenden la precisión y detalle con que se clasifican los libros. Y leyendo un poco de lo que han comentado todos, me parece también muy importante que el hábito no sólo de la lectura, sino del uso de la biblioteca, búsqueda de información, técnicas de investigación, etc. Sean fomentados desde edades tempranas, puesto que es triste ver que lleguemos a Universidad sin saber utilizar la gran fuente de recursos que es la biblioteca. Gracias profesor por hacernos tan amena la introducción a esta materia que quizá algunos pudiéramos ver como aburrida o tediosa, y que la verdad nos abre un sinfín de posibilidades para ampliar nuestro conocimiento y enriquecer nuestros trabajos e investigaciones.

Cynthia Zenteno Bustamante dijo...

Hola profesor y compañer@s…
Pues este mes he aprendido todo lo que no había aprendido en mi vida acerca del uso de las unidades de información (biblioteca, hemeroteca, archivo…), sí tenía una idea, pero era muy vaga comparada con lo que es en realidad , y es que hay tanto que no sabía, de verdad me ha resultado muy provechoso conocer los métodos para acceder a la información, pues como ya se ha comentado anteriormente la investigación será una constante en nuestra formación y que mejor que comenzar por aprender los procesos adecuados.
Muchas veces no me había acercado a la biblioteca precisamente porque no sabía cómo hacerlo y menos ante una biblioteca como la Samuel ramos o la biblioteca central que nada mas con entrar dices: “cielos mejor me voy a mi computadora a buscar en internet” que no me dejaran mentir es lo que muchos hemos hecho, y que sin duda se vuelve un vicio, un mal vicio, porque la mayor parte de las veces no sabes de donde proviene la información y eso te mantiene en la incertidumbre ,además de que, ciertamente sin referencias la información carece de validez .
Así desde mi experiencia personal puedo decir que no solo es importante conocer los métodos de investigación sino ponerlos en práctica ya que estos nos traen bastantes beneficios y no me refiero solo a los de aprendizaje, sino a otros tan esenciales como el factor económico que muchas veces suele ser un limitante, así que compañeritos a volvernos asiduos usuarios de nuestras bibliotecas y demás unidades de información, que por cierto son muy bastas. 

MANUEL IVÁN CAMPOS CUEVAS dijo...

De primer momento me gustaría reconocerle (desinteresadamente) la manera en que ha llevado el curso, pues la limitante de horas clase que tiene este sistema abierto parece no estarnos restringiendo el aprendizaje.
Dentro de lo visto y aprendido, creo que las lecturas fueron bastante concretas, accesibles y de enorme interés, en mi caso creo que la más interesante fue la de La biblioteca de Babel. Aunque me parece que lo visto en la visita a la biblioteca Samuel Ramos el sábado pasado fue fundamental para toda nuestra carrera, e incluso posterior a ella. Esto lo digo porque aunque tuviéramos las fuentes necesarias, si no supiéramos como localizarlas o utilizarlas de manera correcta, seguiríamos bastante limitados en nuestras fuentes.
Pienso que a veces algunos de nosotros, entre ellos yo, a veces no digo no valoramos, sino más bien, no estamos completamente conscientes de la enorme herramienta que representa para nosotros la biblioteca, el acceso a la información al grado que la tenemos en esta nuestra Universidad, ni del trabajo y tiempo que se ha llevado en construirla y mantenerla como lo está. Pues sin esta labor de resguardo y logística de los conocimientos estaríamos en ceros.
Lo que menciona Miguel Ángel en cuanto al desuso de las bibliotecas es un punto para mí en extremo importante, y si a las mencionadas limitaciones que sufren algunas de ellas para mantenerse en funcionamiento, le sumamos la falta de interés que existe muchas veces en algunos sectores de la población por utilizarlas, nos permite ver que existe un doble problema, tanto de servicio como de (correcto) uso.
Muchos de nosotros (o al menos de mi parte) nunca nos habíamos preguntado el por qué o cómo del orden y la clasificación de los libros, o no estábamos enterados de su igual clasificación en las bibliotecas que cuentan con ese sistema. Pero ahora que lo sabemos espero que todos aprovechemos en todo aspecto el privilegiado acceso que tenemos a muchas fuentes de información (coincido con Aurea, debemos ver el trabajo que hay detrás de toda la infraestructura informativa que tenemos a nuestro alcance).
Pero más allá de esto creo que otra labor a nuestro alcance es el tratar de extender el uso de la biblioteca, pues considero que a pesar de las nuevas tecnologías, que nos han dado herramientas y ventajas que generaciones apenas anteriores a nosotros no tuvieron, así como generaciones futuras muy probablemente tendrán acceso a herramientas que por el momento no tenemos, su uso seguirá vigente, y cada persona que no sepa utilizarla, estará restringida en su alcance cognoscitivo. Y digo que es parte nuestra labor porque difícilmente un alumno de nivel secundaria, medio superior (quizá en algunos casos superior) se acercará por si solo a la biblioteca a descubrir su funcionamiento y el verdadero alcance de su utilidad.
Situación aparte me permito comentar que me parece excelente que las participaciones en este foro más allá de sólo hacerlo por cumplir con la actividad, se está dando de una manera verdaderamente útil y constructiva.
(LES PIDO UNA DISCULPA SI NOTAN CIERTOS ERRORES DE SINTAXIS, PERO ENTRE SEMANA ESTOY UN TANTO LIMITADO DE TIEMPO)

Nos vemos el sábado.

VALERIA MEYALLI GARCIA FLORES dijo...

VALERIA MEYALLI GARCIA FLORES

Compañeros y profesor:
Quiero que sepan que no estoy inscrita en la asignatura, pues la tengo rezagada, mi meta es exentarla en extraordinario, pues no tengo otra opción.
La experiencia que me ha dejado la asignatura de Técnicas I es magnífica, ya que en otro momento, con otro profesor, donde la clase era monótona y no aprendí nada.
Hasta el momento he aprendido cosas tan esenciales y las cuales desconocía como:
 El porqué de la clasificación L
 Estantería abierta y cerrada
 Consulta de la hemeroteca
 Como se clasifican las unidades de información y sus características
Estos elementos son importantes para el buen desempeño de la carrera de pedagogía, ya que una de las características de esta es la investigación.
El manejo de este tipo de tecnologia(blog) para comunicarnos es muy util y debemos de familiarizarnos con él.

Rosa Paulina Vázquez Torres dijo...

hola compañer@s:
Me han parecido muy interesantes sus comentarios, sobre todo cuando se menciona el problema del uso de la biblioteca y creo, como lo constata el compañero César Samuel, que los jóvenes difícilmente se interesan en aprender cómo funciona una biblioteca, y se me hace muy triste tanta inconsciencia ( que bien que nosotros ya la superamos ), y efectivamente creo que una de nuestras tareas como futuros pedagogos es motivar el uso de la biblioteca desde los niveles más básicos, mientras podemos empezar desde nuestra casa.
Creo que un papel vital en la biblioteca lo es el orden, y gracias a la visita guiada por el profesor, lo comenzamos a apreciar, lo que facilitará nuestro paso por la universidad. Algo que no se ha comentado y que también me parece importante es el tema de la hemeroteca, pues como dijo el profesor, la información más actual se encuentra en ella, y creo que tendremos que hacer un esfuerzo porque me parece que si de por sí no estamos habituados a la biblioteca, a la hemeroteca menos...
Bueno profesor creo que agradezco en nombre de todos por hacernos esta materia tan amena e interesante, honestamente en mi vida me había preguntado por la labor de un bibliotecólogo y me apena pero con el nombre tenía para no interesarme. Ahora me doy cuenta de la importancia de la labor de los analistas de la información y el papel fundamental que realizan para el progreso de la sociedad. Que no lo veamos no significa que no este ahí, a pesar del mal estado en que se encuentran muchas bibliotecas en nuestro país.
Para terminar solo me gustaría compartir esta frase “ conocimiento es poder” espero que la biblioteca sea un gran apoyo para todos nosotros compañeros y a hecharle ganas para poner bien puesto nuestro granito de arena.

Anónimo dijo...

María de la Luz Ruiz Sánchez

¿Biblioteca? Ha sí ¿es ese lugar donde están los libros? No, hay muchos lugares en donde se pueden tener libros y no es la biblioteca.
Para empezar un libro es esa cosa con letras que está encuadernado y que alguna vez fue publicado por alguna editorial. Cuando te atreves a abrirlo, te comunica con otra persona que es el autor que te dice miles de cosas, o te lleva a un viaje en el tiempo y en el espacio que es infinito, no sé porque algunas personas no les gustan los libros, a quienes no les gustan se los debían de prohibir, pues dicen que lo prohibido es lo más buscado.
Bueno, pues ahora vamos a ver qué función tiene la biblioteca. La biblioteca es un lugar que ha sido preparado sin polvo, con humedad adecuada para guardar libros que se van a consultar, no se usan diario como los libros de texto, se usan para preservar los conocimientos. Es nuestra memoria colectiva, es infinita, pues la interpretación que cada individuo hace de los textos que están ahí es personal y aumenta según el acervo de libros.
Dice el maestro Zurita, que la Biblioteca Nacional, es la mayor de latino América, por el momento hay que creerle por varias razones.
- Porque tiene ascendencia moral sobre nosotros y lo respeto
- Porque algunos maestros se molestan si se les cuestiona
- Porque no tengo tiempo de hundirme en la biblioteca para comprobar si es ó no verdad
Eso para todos los mexicanos es un motivo más de orgullo.
La biblioteca es el lugar donde se puede estudiar sin interrupciones, está adecuado con mesas y sillas que nos permiten hacerlo sin estar oyendo la televisión, el radio o los ruidos externos a una casa, además nos podemos llevar los libros si así lo deseamos con solo registrarnos y obtener nuestra credencial.
En diferentes espacios de mi vida he ocupado alguna que otra biblioteca pues he tenido que ser autodidacta y ha sido un apoyo indispensable para mi, sin ellas no hubiera podido estudiar el C. C. H. con puros extraordinarios, aparte he entrado solo a husmear diferentes temas en la FEZ Zaragoza solo por mencionar algunos casos, así que estoy familiarizada con la biblioteca.
Más sin embargo cuando visitamos la biblioteca Samuel Ramos me di cuenta que no todo lo sabía, pues aprendí que la biblioteca está catalogada como el congreso, a esto se le llama Catalogo del Congreso, y también aprendí a usar la hemeroteca, que las letras tienen importancia sustancial para poder buscar y no solo se busca por el catalogo de la computadora, ahora estoy aprendiendo otra herramienta gracias al maestro Zurita, que es ocupar el espacio de internet para que nos pueda calificar.

Jaqueline Bautista González dijo...

Bun día grupo!!

Esta asignatura ha sido de gran utilidad para nuestro trayecto formativo. Hemos analizado varios textos que nos han acercado al conocimiento y uso de los materiales y métodos de investigación; identificando la importancia que tiene el acercarnos a estas fuentes para sustentar nuestras investigaciones a partir de investigaciones y opiniones de otros que han pasado ya por este largo y rico camino que es la vida.

En lo personal, me ha maravillado la manera en que los especialistas “Ven” y organizan la biblioteca, el saber que no sólo es de acomodar libros alfabéticamente y tener los ficheros organizados.

Paradójicamente, en el SUAPed, los profesores se han dado a la tarea de facilitarnos los documentos que trabajaremos a lo largo del semestre nulificando así la necesidad de acudir al espacio sagrado de resguardo bibliotecario. Por una parte, (me atrevo a opinar por la mayoría de mis compañeros) nos beneficia en el sentido de la optimización de tiempos, ya que no todos tenemos la posibilidad de trasladarnos con la frecuencia que se requeriría a las bibliotecas; pero por otro lado, nos coarta la posibilidad de adentrarnos en un Universo de posibilidades y amplitud de temas.

Recuerdo con nostalgia cuando en la prepa, me dejaban investigar un tema “x”; al llegar a los ficheros se hacía una búsqueda por autor, título o tema. De esta forma, al hacer la búsqueda por autor me enteraba de las algunas obras que la biblioteca tenía en resguardo en ese momento del mismo autor, era como ver más allá del tema específico y conocer un poco más la propuesta del autor. Al hacer la búsqueda por tema, me encontraba con que muchas personas han tratado de diferente punto de vista el mismo tema. Pero la manera de buscar en el fichero que más me gustaba era por título, porque a partir de la palabra clave, podía enterarme de más títulos que a veces nada tenían que ver con el tema que buscaba. Así podía pasar varios días en la biblioteca y a veces ¡No encontraba el tema que buscaba! Precisamente por indagar en los temas que me encontraba al azar y que me interesaban me perdía en esos "Universitos".

En la actualidad, los medios digitales, nos facilitan el acceso a la información, pero nos limata en otros sentidos. Como recomendaciones, sugiro que al leer un texto encontrado en internet, busquemos si tiene referencias bibliogràficas, si el autor tiene otros texto o si valadado por alguna institución. Recuerden que mientras más fuentes consultemos, más enriqucemos nustras investigaciones.

Saludos grupo!!

Anónimo dijo...

Daniel Abel robles Álvarez
Durante esta primera unidad fue algo muy interesante para mí, desde el momento de las lecturas, desde biblioteca de babel hasta manual de técnicas de investigación y subclaseL. Todas estas lecturas hablan del uso y del cuidado de la biblioteca y la educación, tienen temas que describen y explican el uso como; archivo, Hemeroteca, y documentación. Y los recursos disponibles que nos proporciona al momento de buscar la información, disponibles, libros revistas, documentos y videos. También el uso de la informática, en el sistema de apoyo bibliotecarios, y se compaginó hasta el día sábado que nos llevó a conocer la biblioteca explicándonos desde cómo se clasifican en el modo universal usando subclase, y usando el coter, hasta el uso de la hemeroteca.

Jaqueline Bautista González dijo...

He leído con agrado los aportes que hacen mis compañeros.
Coincido con Bianca De Jesús Contreras Rodríguez

Un libro nuevo, que conserva buen estado, es sinónimo de un libro silente. La historia y uso de cualquier libro deja marcas. ¿Qué nos dicen las “líneas de expresión” en los rostros y el cabello cano? Nos habla de una persona que ha vivido un tiempo considerable. De igual forma las manchas en las hojas y los bordes gastados nos hablan de un libro que ha sido utilizdo. Es nuestro deber inculcar el respeto a los libros y textos de consulta, para que más personas puedan tener la oportunidad de acceder a ellos.

Fabiola dijo...

Profesor y compañeros:
Yo ya cursé el primer y segundo semestre de la carrera en el sistema escolarizado, desgraciadamente en el nuevo plan de estudios, donde se decidió que ya no lleváramos la asignatura de Técnicas Bibliográficas Hemerográficas y Documentales, antes me parecía irrelevante incluso llegué a pensar que era una materia obsoleta, hoy me doy cuenta que ese pensamiento era producto mi grandísima ignorancia.
Me gustó demasiado el desarrollo de esta primera unidad, tanto en contenidos como en concientización. En muchas ocasiones los profesores nos dan mucha información y buenos datos peo no pueden ayudarnos a dar el siguiente paso, que al final es lo que nos hace ser mejores seres humanos, creo que en ésta clase he llegado al segundo punto.
Hoy se que lo que hace pública a la UNAM, es que todos podemos acceder a los libros gratuitamente, ello hace que valore aún más a esta gran institución.
Respecto a la biblioteca y el entrenamiento que necesitamos para movernos en ella realmente me sorprendió, siempre creí que sabía buscar libros con eficiencia y que ello se aprendía con la misma práctica, hoy me doy cuenta de mis grandes deficiencias y que si bien es importante la práctica también lo es saber la clasificación de los libros, lo que representa cada letra y número, su distribución en la biblioteca, en los estantes, porqué colocarlos en los carritos en lugar de querer acomodarlos nosotros mismos, etc.
Hoy comprendo la importancia del subsistema bibliotecario en el gran sistema que es la sociedad, considero definitivamente que con buenas bibliotecas tendremos una mejor educación, mejores seres humanos y por lo tanto una mejor sociedad. Cuan hermoso sería que en lugar de ver jóvenes en las calles drogándose los viéramos devorando libros en espacios adecuados sin que ello represente ningún sacrificio económico.
Considero importante que el Estado invierta en sus bibliotecas, así como el aprender individualmente a valorar, a cuidar y a hacer uso de estos maravillosos espacios.

González Rodriguez Fabiola Josefina

Diana Bertha Rosales Hernandez dijo...

Buen dia Profesor y compañeros:

A mi me parecieron muy importantes los temas tratados en esta primer unidad, sobre todo la visita a la biblioteca Samuel Ramírez, a mi en lo personal me gustaba mucho ir a las bibliotecas por que el silencio y la calma que se sienten hacen que me concentre un poco mas. Sin embargo coincido con el comentario de la compañera Carmen a veces por falta de tiempo nos es imposible acudir a una biblioteca y recurrimos al Internet, que aunque es también una herramienta muy importante creo que es mejor combinar las dos. Por ello creo que es importante el inculcarles a los jóvenes el habito tanto de leer como de acudir a una biblioteca ya que a ellos si se les hace mucho mas fácil el “bajar” todo de Internet y seguramente muchos no han visitado pero ni por error una biblioteca

También entendí la gran labor que es tener en orden una biblioteca ya que no es solamente el acomodar los libros en un estante y ya, y entendí aun mas la importancia de dejar el libro que ya consultamos en el carrito ya que muchas veces lo dejamos en cualquier estante y al hacer eso ese libro es considerado ya un libro perdido pues pueden pasar años antes de encontrarlo y que vuelva a su lugar.

En verdad me a resultado muy provechoso el conocer los métodos para obtener información ya que en esta carrera tendremos que investigar mucho y que mejor que conocer los métodos adecuados.

Así que a valorar mas nuestras bibliotecas y usarlas mas.

Buen dia a todos!!

DULCE LOPEZ MORALES dijo...

Dulce López

Hola Profesor y compañeros

El leer sus comentarios me enriquecen mucho, ya que por ciertas circunstancias no puede asistir a la visita con ustedes pero a través de las lecturas he podido visualizar con mayores herramientas la importancia de estos espacios en donde se resguarda tanta informacion que como comentan es parte de nuestra cultura.
Yo trabajo con niños de preescolar y en esta etapa pareciera que los libros, revistas y periodicos no son de gran importancia sin embargo en los ultimos 2 años se ha venido trabajando el programa de lectura y biblioteca escolar en este nivel y la verdad es que hay lagunas inmensa en relacion a la recopilación, uso y mantenimiento de estos materiales dentro de las escuelas Y que en ocasiones la SEP promete dar material y por diversas circunstancias no llega a los centros educativos.
Peor aun que nosotros como docentes no nos acercamos a buscar información que nos permita explotar al máximo estos espacios.
Y es que lamentablemente no sabemos, ni clasificar la información para su consulta o simplemente como inventario.
Pero todas estas lecturas que hemos conocido de verdad que me despiertan el interes de aportar no solo a la escuela en la que trabajo sino difundir con otras compañeras la importancia de utilizar estas fuentes de información y que no simplemente nos quedemos con la idea de que esto se da en niveles superiores sino que a nuestros niños les podemos aportar el uso, organización y conservación de libros, revistas, periodicos y material audiovisual.

Socialmente tenemos mucho por hacer en relación a saber utilizar las fuentes de información, porque nuestro pais es rico en este tipo de material. Yo creo que deberiamos implementar en todos los niveles actividades para que los alumnos se acerquen a estos espacios pero no solo como visitas de tareas que al final terminan haciendo los papás, sino pensar en estrategias educativas que despierten el interes de los alumnos. Por que como el slogan del museo Papalote "TOCA. JUEGA Y APRENDE" asi mismo pasa si no estas en contacto no puedes experiemntar el gusto o interes por una actividad.

Y nosotros tomar el compromiso de acercarnos a estos espacios, aprovecharlos y disfrutarlos.

LOPEZ MORALES DULCE CAROLINA

NANCY E. ALONSO LÓPEZ -alonsonan@msn.com- dijo...

Profesor y compañer@s:
Pienso que para hablar de la importancia que tiene los recursos, las unidades y los sistemas de información documentales en el proceso de investigación pedagógica, primero habría que comenzar diciendo -de manera muy general- que la Pedagogía basa su tarea en decir cómo debe ser la Educación.
De dónde partimos –como estudiantes- ¿dónde buscamos el pasado histórico de la educación? Indudablemente la respuesta es en las bibliotecas; sus libros nos acercan al pasado, pero también nos acercan a la memoria del conocimiento, cuestión que nos permite ampliar nuestro horizonte de conocimientos. De ellos, de los libros de sus párrafos nos nutrimos.
Precisamente entre la búsqueda del pasado y los nuevos conocimientos llegamos al camino de la investigación que: "…lleva implícito el aumento del conocimiento y su acumulación…" , cuestión que nos motiva a pensar, describir, modificas ideas y conceptos, que nos van constituyendo como personas individuales y seguras y nos da las capacidad de participar en la toma de decisiones que directa o indirectamente nos afectas. Solo así documentándonos es como podemos decir: cómo deber ser la Educación.

En el gran camino de la investigación pedagógica es importante tener conocimiento de que existen sistemas personalizados de información documental que de éstos los más comunes –desde mi punto de vista- son: la biblioteca y la hemeroteca, pero la gran mayoría de las veces se desconoce la existencia del Centro de Documentación así como de él Archivo por ejemplo el Archivo General de la Nación que alberga una gran cantidad de información histórica y social.

Lo más importante en la tarea de la investigación pedagógica, es saber cómo está organizada y distribuida la información en estos lugares, que de nada nos servirán si no sabemos encontrar lo que buscamos.
En mi experiencia personal recuerdo que muchas veces, entré a una biblioteca y terminaba saliendo desanimada sin haber encontrado el libro que buscaba, precisamente por no saber cómo están organizados los libros en la biblioteca. El único camino por el que optaba era buscar en internet y creer que lo que encontraba la página del "el rincón del vago" era cierto. Y muchas veces me topé con textos que estaban mezclados con información verdadera e información apócrifa. Por ello es importante saber buscar la información en éstos Sistemas Especializados de Información. El uso correcto de los catálogos nos acerca a los libros correctos; así cómo el conocimiento del sistema que éstos utilizan para la clasificación de libros.
En el camino que se recorre para lograr una investigación correcta y útil es de vital importancia conocer que recursos se encuentran a nuestro alcance, es decir, podemos ir a cientos de bibliotecas o hemerotecas –las más lejanas- pero si no comenzamos por conocer los lugares con los que contamos y podemos acceder de manera más rápida, se dificultará más nuestro camino. Es por ello que la visita a la biblioteca y hemeroteca "Samuel Ramos" de la Facultad de Filosofía y Letras me permitió conocer el acervo que poseen. Sobre todo el conocer la hemeroteca. Al buscar entre sus colecciones de revistas, reflexione acerca del uso y la importancia que tienen las revistas; ya que los libros poseen mucha información pero ésta no se encuentra actualizada. Y muchas veces se tiende a generalizar o extrapolar la información, debió a que no se cuenta con datos actualizados y nos basamos en suposiciones. Cuestión que nos aleja de realizar una investigación eficaz y certera.

FRANCISCO PEREZ FERNANDEZ dijo...

Profesor, compañeros.
En mi experiencia de estudiante de bachillerato, hace 10 años aproximadamente, la biblioteca había estado presente siempre como una compañera inseparable que nunca se iba, siempre esperaba el momento de recibirnos y brindarnos ayuda con alguna tarea o simplemente por revisar algún libro de interés, desconocía lo que había detrás de un montón de libros numerados; con esta materia, que me brindó un nuevo conocimientos, mi pensar hacia una biblioteca ha cambiado, cuando entré por primera vez a la Samuel Ramos, quede impactado realmente por tal cantidad de libros, revistas, etc. Con la que cuenta nuestra facultad, así como la accesibilidad que existe hoy en día, pues a través de cualquier medio electrónico conectado a internet puedes realizar una búsqueda, con lo que ahorras tiempo y planeas de una manera más efectiva para aprovechar el tiempo, al máximo, ya que entre compromisos de trabajo, el tiempo de calidad que hay que dar a la familia, me queda poco tiempo pero suficiente para enfocarme a las tareas que esta preciosa carrera me demanda. Y entiendo perfectamente que para aprovechar una biblioteca se necesita entrenamiento. Con lo aprendido en la visita guiada, se puede decir que tuve un poco, y que se me servirá para apoyo total en la carrera. Sé que no es todo lo que hay que saber, que nos quedan más herramientas por aprender y algo creo que es muy valioso que me ha dejado esta materia de técnicas I, es darme cuenta que el Internet no reemplazará nunca una biblioteca, sino más bien nos puede acercar más a ella.
En términos generales es mi aportación, nos vemos pronto.
Reciban un cordial saludo.

MARILYN GARCIA ARRIETA dijo...

CON LAS LECTURAS QUE NOS HA PROPORCIONADO EL PROFESOR HE TOMADO AHORA SI EN CUENTA LO QUE SIGNIFICA UNA BIBLIOTECA, YA QUE AQUI MPODEMOS ENCONTRAR INFORMACION QUE NOS SIRVE DE APOYO PARA NUESTRA CARRERA.
LA VISITA A LA BIBLIOTECA ME SIRVIO MUCHO YA Q CONOCI COMO LOCALIZAR DE INMEDIATO UN LIBRO Y MAS LOS QUE PERTENECEN A NUESTRA AREA. ME GUSTARIA HACER UNA INVITACION A LAS ESCUELAS QUE SE ENCUENTRAN POR MI CASA PARA PROPORCIONARLES INFORMACION DE LO IMPORTANTE QUE ES UNA BIBLIOTECA YA QUE AYUDA MUCHISIMO A LA EDUCACION.

César Samuel González Belmont dijo...

Leyendo la instrucción del post, me percato de algo: comentar acerca de la importancia que guardan las fuentes en la investigación pedagógica.
En principio, las fuentes de información conservan en su acervo diferentes tipos de documentos, separados de acuerdo con su naturaleza y clasificados de tal forma que resulte accesible su consulta. Como investigador en pedagogía, me queda claro que existe una gran cantidad de documentos, libros, tesis, casos de estudio, noticias o historias, información en la web generada hoy, entre otras, que no estaría yo en posibilidades de conocer, si no existieran estas fuentes de información.
Por otra parte, existe este aspecto de conservación de patrimonios, recuerdo lo que el profesor comentó respecto a la pelicula un día después, cuando en la biblioteca, iban a quemar una biblia de Gutemberg; justamente ahi radica otro aspecto de la importancia de las fuentes de información, en su acervo hay una riqueza invaluable, ahi se registra la historia de nuestra cultura; recuerdo lo que dijo la maestra de Filosofía la semana pasada, la historia empieza cuando el hombre comienza a escribir, es decir cuando empieza a llevar un registro de su vida, de los hechos que dieron forma a nuestras sociedades, de las cosas que nos han hecho ser lo que hoy somos como especie. y una gran parte de esos hechos se encuentran registrados en las bibliotecas, ahi podemos encontrar la respuesta a preguntas como ¿Quienes somos? o ¿Por que somos así?.
Se ha discutido ampliamente el hecho de saber buscar, conocer los espacios, difundirlos, la necesidad de establecer puentes entre la escuela y la biblioteca, que los estudiantes actualmente prefieren consultar en Internet que buscar un libro. Pero no se ha tocado un punto que me parece fundamental. Cuando los estudiantes sepan que prácticamente la respuesta a cualquier pregunta se encuentra guardada en esos documentos, cuando un estudiante entienda que la identidad nacional, la cultura de nuestro país, la respuesta a las preguntas que hice en un parrafo anterior, se encuentran dentro de esas páginas, y cuando sepa que están al alcance de sus manos sin mayor trámite que entrar en los recintos, entonces tal vez, podamos encontrar esos puentes y con un poco de empeño, cumpliremos el propósito de la educación.

César Samuel González Belmont dijo...

Antes que nada una disculpa si mi comentario aparece doble pero con esto de la vista de compatibilidad y no, de pronto no vi el comentario que publique y prefiero publicarlo otra vez asi que sorry pero ahi les va.

Leyendo la instrucción del post, me percato de algo: comentar acerca de la importancia que guardan las fuentes en la investigación pedagógica y creo que eso me faltó hacerlo explícito en mis comentarios anteriores.

En principio, las fuentes de información conservan en su acervo diferentes tipos de documentos, separados de acuerdo con su naturaleza y clasificados de tal forma que resulte accesible su consulta. Como investigador en pedagogía, me queda claro que existe una gran cantidad de documentos, libros, tesis, casos de estudio, noticias o historias, información en la web generada hoy, entre otras, que no estaría yo en posibilidades de conocer, si no existieran estas fuentes de información.
Por otra parte, existe este aspecto de conservación de patrimonios, recuerdo lo que el profesor comentó respecto a la pelicula un día después, cuando en la biblioteca, iban a quemar una biblia de Gutemberg; justamente ahi radica otro aspecto de la importancia de las fuentes de información, en su acervo hay una riqueza invaluable, ahi se registra la historia de nuestra cultura; recuerdo lo que dijo la maestra de Filosofía la semana pasada, la historia empieza cuando el hombre comienza a escribir, es decir cuando empieza a llevar un registro de su vida, de los hechos que dieron forma a nuestras sociedades, de las cosas que nos han hecho ser lo que hoy somos como especie. y una gran parte de esos hechos se encuentran registrados en las bibliotecas, ahi podemos encontrar la respuesta a preguntas como ¿Quienes somos? o ¿Por que somos así?.
Se ha discutido ampliamente el hecho de saber buscar, conocer los espacios, difundirlos, la necesidad de establecer puentes entre la escuela y la biblioteca, que los estudiantes actualmente prefieren consultar en Internet que buscar un libro. Pero no se ha tocado un punto que me parece fundamental. Cuando los estudiantes sepan que prácticamente la respuesta a cualquier pregunta se encuentra guardada en esos documentos, cuando un estudiante entienda que la identidad nacional, la cultura de nuestro país, la respuesta a las preguntas que hice en un parrafo anterior, se encuentran dentro de esas páginas, y cuando sepa que están al alcance de sus manos sin mayor trámite que entrar en los recintos, entonces tal vez, podamos encontrar esos puentes y con un poco de empeño, cumpliremos el propósito de la educación.

MIGUEL ANGEL MONREAL CASTILLO dijo...

El trabajo de investigación es una de las tareas del pedagogo, para ello es necesario saber qué tipo de bibliotecas existen, la manera como funcionan y la forma como están ubicados los materiales bibliográficos y he orográficos. Ya sabemos que de acuerdo a la Clasificación del congreso, la letra "L" resguarda los libros referentes al tema educativo y que la biblioteca Samuel Ramos tiene ese tipo de clasificación. Es importante mencionar que en la medida en que entremos en dialogo con los autores nos encaminaremos a nuevos conocimientos y ojala y el haber conocido la Biblioteca Samuel Ramos, nos motive a la búsqueda de nuevos saberes en nuestro quehacer pedagógico

SILVIA ISELA EUSTAQUIO BRENES dijo...

Importancia que tienen las fuentes, los recursos, las unidades y los sistemas de información documentales en el proceso de investigación pedagógica.



No se puede concebir el estudio de la pedagogía, sino es mediante el apoyo que ofrecen los sistemas de información documentales; por ser una disciplina del campo de las ciencias sociales y humanidades, la biblioteca es la columna vertebral del investigador de dicha disciplina como lo menciona Garza Mercado. Por lo que resulta sumamente valioso que el investigador tenga conocimiento de cómo se articula ese universo (como Borges le llama a la Biblioteca); ya que la mayor parte de las fuentes a las que vamos a recurrir se encuentran almacenadas en ella. Es importante identificar el tipo de recursos que podemos tener a nuestro alcance para acercarnos al conocimiento del fenómeno educativo, por lo que debemos aprender cuestiones básicas como las unidades de información de las que podemos disponer, y el tipo documento al que podemos tener acceso, ya sea la Biblioteca, Hemeroteca, Archivo, etc.; todo el bagaje intelectual que se ha producido por los estudiosos del tema se encuentra almacenado, de manera que debemos conocer la forma de acceder a él; el tipo de colecciones existentes, cómo está organizado el material, así cómo los servicios con los que se cuentan. Al igual que en las ciencias experimentales como la Física ó la Química, en la Pedagogía existe un cúmulo de investigaciones que arrojan información que deben ser tomada en cuenta por todo aquél que deseé estudiar ésta disciplina.
Desde mi punto de vista la Biblioteca y la Hemeroteca representan la fuente de conocimiento más importante para la investigación pedagógica, aunque valdría la pena hacer un paréntesis para incluir a El centro de recursos múltiples, que contiene material audiovisual que suele aportar investigaciones importantes (principalmente experimental) de tipo psicológico al campo de la pedagogía.



Silvia Isela Eustaquio Brenes
Cta. 95219307
silvia.eustaquio@hotmail.com

FAUSTINO ATILANO BALDERAS dijo...

Es importante el saber manejar todas las fuentes de información que estén a nuestro alcance, recuerdo con nostalgia todo el ritual que hacíamos en las bibliotecas, desde poner las mochilas en los estantes de paquetería, registrarte en un cuaderno y enseguida dirigirte a los respectivos ficheros de autor, título y tema y con pluma o lápiz en mano a escribir todos los datos que nos sirvieran para poder dar con el libro supuestamente acomodado de manera correcta en los anaqueles o estantes, pero ¡oh desilusión! el libro con el cual ya contábamos, no estaba en su lugar o estaba en préstamo o simplemente estaba perdido o mutilado, que situación tan frustrante. Ya en nuestros días el buscar un libro es una actividad fácil y práctica, tal vez el único problema es el lidiar con el mal humor de los empleados de nuestras bibliotecas, como sea, es bastante estimulante el conocer y saber manejarse dentro de las salas de un recinto con miles de libros, y más, después de una visita guiada a través de la Samuel Ramos, que fué de una enorme utilidad, en lo particular, me encanta el poder accesar a los catálogos desde mi hogar y además, poder renovar el prestamo de materiales desde casa, es genial!!

María Elena Mendoza Romero dijo...

Qué tal, estimados profesor y compañeros:

En esta primera unidad, los temas que hemos visto, así como la retroalimentación en clase, me han dado noción de los sistemas de información, algunos de los cuales ni idea tenía de cómo funcionaban o lo que contenían. Y es a partir de este conocimiento que podré hacer uso, de una manera más eficaz, de los sistemas ya mencionados, y de alguna forma, contribuir a que ellos cumplan con parte de sus objetivos: difundir y transmitir el conocimiento.

A pesar del acercamiento y la comodidad al obtener la información por vía electrónica, creo que es importante tomar en cuenta lo que mencionan algunos compañeros, que no toda esta información es confiable (muchos aún pensamos que sí lo es), y por ello debemos rescatar y precisar del uso de espacios como la biblioteca y hemeroteca, entre otros. En particular ahora concibo a la biblioteca como un sitio con tremenda cantidad de información que me proporcionará las herramientas necesarias para el estudio y/o entendimiento de la carrera.

Conocer del funcionamiento de la biblioteca implica podernos acercar y hacer uso de ella con mayor seguridad, tener claro cómo vamos a obtener de forma más rápida y efectiva lo que buscamos, sin embargo, debemos ejercitarnos, hacer de esta actividad -visitas y búsquedas- un hábito.

Tal vez no sería mala la idea hacer de la biblioteca nuestro espacio, buscar la armonía que nos permita desenvolvernos con libertad; hacer uso de esa información que espera brindarnos el conocimiento que nos hace falta y buscar que nos instruya, enriquezca, dirija e inspire a generar mejores y renovadas ideas.

Que tengan excelente noche.
Hasta mañana.

Tequipanecatl Escobar Elia María dijo...

LA BIBLIOTECA
El conocer la importancia de este lugar ha sido muy provechoso, ya que haciendo un análisis es algo que desde la primaria deberíamos de traer.

Con la invención de la escritura, es bien sabido que, desde tiempos muy antiguos se le comenzó a dar la importancia de recabar la información, esto permite utilizar la información posteriormente. En un principio solo unos cuantos tenían acceso a la información y se necesitaba ser muy hábil para manejarla.
Posteriormente nace la biblioteca de igual forma la información así de lleno no se puede adquirir, ya que a lo largo de la historia se acumula gran cantidad, y es necesario tomar un entrenamiento especial para poder manejarla. A la persona que es capaz de esto se le llama bibliotecario y es la persona que está muy familiarizada con la mayoría de la información ya que se mantiene en contacto constante con ella.
También debemos saber que las bibliotecas están constituidas de un sistema que tiene que ver con el tipo de personas a las que va a atender, su orden y finalidad es algo que está ligado, tiene que ver con la información que va a manejar, puede ser desde la muy general hasta la muy específica.
El saber buscar la información es la clave, debemos de tener muy en claro que es lo que nos interesa saber, ya que dentro de la biblioteca existe todo un mundo de conocimiento, que si no clarificamos la necesidad no podemos perder entre tanta información, también el manejo de las herramientas es indispensable, tenemos diferentes tipos de herramientas como son los libros, revistas, periódicos y documentos, y dependiendo de lo que queremos aprender, será el tipo de herramienta que debemos elegir.
Con la visita que hicimos a la biblioteca Samuel Ramos se clarificaron muchos de los temas que hemos visto. Se nos abren las puertas a la información, que en específico la vamos a dirigir al área de Pedagogía y como mencione anteriormente nos da claramente las herramientas de cómo hacer una búsqueda eficaz y más clarificada aun objetivo.

Tequipanecatl Escobar Elia María dijo...

solo espara publicar mi correo
eli_tequi@yahoo.com.mx
buenas noches nos vemos mañana

Juan Manuel Zurita Sánchez dijo...

Estimados alumn@s:

Antes que nada quiero agradecerles y a la vez felicitarlos por el entusiasmo y la disposición que han puesto en esta actividad. A lo largo de estos días he leído toda suerte de comentarios y experiencias que en lo personal me enriquecen y me alientan a seguir trabajando con tod@s ustedes. Debo subrayar que el aprendizaje, en este sentido, ha sido mutuo, pues sus impresiones me han movido a reflexionar de nueva cuenta algo que para mi es básico y fundamental: mi papel como bibliotecario más que como docente, dado que sus palabras me han hecho entender que la visita que tuvimos el sábado anterior en la biblioteca Samuel Ramos despertó en la mayoría de ustedes ese gusanillo por la lectura y la escritura, labor que estimo no es para nada baladí.

Asimismo, y retomando varios de sus comentarios, quisiera recapitular en unas cuantas líneas las ideas principales que se han vertido es este espacio, lo cual me parece necesario para concluir esta actividad:

1) La necesidad de un entrenamiento (o mejor dicho una introducción) previo a consultar una biblioteca.

2) La pertinencia de saber complementar los servicios de la biblioteca a través de recursos electrónicos y digitales en línea, como son los catálogos o la misma Web.

3) Reconocer la importancia que tienen los bibliotecarios en la organización, el resguardo y la administración de cualquier recinto bibliotecario.

4) Lo vital que es tomar conciencia acerca de la riqueza de información y conocimiento que las bibliotecas ofrecen a todas aquellas personas que deseen consultarlas.

5) Pero lo más importante y valioso, saber transmitir al mayor número de personas, amigos y/o colegas esas habilidades y experiencias que se desarrollan cuando uno asiste a una biblioteca, en especial si se trata de niños o infantes.

Les reitero mis felicitaciones y seguimos en contacto. Saludos.

DANIELA VELAZQUEZ GARCIA dijo...

para mi fue de mucha importancia haber ido a la biblioteca y haber aprendido a buscar informacion y conocer todo lo del mundo de los libros ya que muchas veces no sabemos buscar nada y es por eso que no vamos a la biblioteca y nos privamos del privilegio que tenemos de gozar de este importante acervo que es nuestra biblioteca central. otra de las cosas que me gusto fue lo de la bitacora y la gran disposicion que tiene el profesor de ayudarnos y poner a nuestro alcance todas las herramientas para nuestro desarrollo academico.

Minerva Jazmín Carbajal Galindo dijo...

Las unidades de información en la actualidad son diversas: biblioteca, hemeroteca, documentos, medios, entre otras, sin embargo, pese a la riqueza de recursos y fuentes, la difusión de estas unidades es poca. La importancia de estas fuentes en el marco de la pedagogía radica precisamente en la abundancia de recursos que permiten diversificar las estrategias y técnicas de estudio y de enseñanza.
Posiblemente una alternativa para promover su uso, es obligar su utilización por parte de los agentes de la educación: maestros, alumnos, padres de familia, ya que este tipo de hábitos no pueden formarse si no existe por un lado la necesidad o la obligación, y por otro lado si no encuentran a su alrededor un ejemplo que los induzca.
Es importante que los usuarios de esta información conozcan su uso adecuado y tal vez, si logramos aprender como "movernos" en una biblioteca, y nos damos cuenta de que en realidad no es tan complicado, podremos promover y lograr un mayor uso y un uso efectivo de la información.

Anónimo dijo...

Gabriel Gutiérrez Arroyo.
gabo_e_s@hotamail.com
Compañer@s y Profesor Zurita.

La riqueza de los distintas unidades de información ( Biblioteca, Hemeroteca, Archivo, Centro de documentación), se identifica cuando se conoce; quisiera comenzar mencionando mi experiencia con la biblioteca, el primer acercamiento que tuve con ella fue en el CCH, he de confesar que fue por necesidad y no por interés, encontré una gran riqueza que estaba oculta, al menos dentro de mi contexto, fue algo satisfactorio encontrarse con distintos títulos, pues como lo dice Borges "No hay, en la vasta Biblioteca, dos libros idénticos", es una experiencia agradable, sin embargo el pasado sábado que se realizo la visita a la biblioteca Samuel Ramos de la Facultad, y además contando con el apoyo del profesor Zurita, se abrió de manera impactante mi visión de la biblioteca, porque una cosa es buscar dentro de la biblioteca y otro es saber buscar- contando con herramientas- dentro de la misma. En nuestro quehacer pedagógico, la biblioteca es un instrumento de trabajo, estudio e investigación, como una "columna" que nos aporta nutrientes en nuestro desarrollo. Compañer@s es importante que aprovechemos los beneficios que nos otorga la biblioteca de nuestra Facultad pues cumple con los requerimientos que nuestras necesidades así lo demandan.
Retomando el comentario al inicio sobre mi primer acercamiento con la biblioteca, que fue hasta el CCH, y creo no ser el único que está en esta condición, es terrible que sea hasta este tiempo, por ello creo que es válida nuestra propuesta y exigencia de que esta asignatura se estableciera en la curricular desde nivel básico, y creo que ese cambio pude comenzar con nosotros mismos invitando a las personas con las que nos relacionemos a acudir a una biblioteca.
Concluyo con lo siguiente, se pone en la educación un responsabilidad enorme- cada uno lo sabe o lo ha escuchado- sin embargo creo que se puede llevar a cabo, por supuesto, en lo realizable y como se expresa en Los derroteros de la información: “no hay desarrollo sin educación” y, “no hay educación sin biblioteca”, esto de manera concluyente.La importancia de la Biblioteca se deja de manifiesto.
Gracias

Aurea Elizabeth Palomo España dijo...

Perdón, quise decir mobiliario, aunque también hay que cuidar los recintos.

Anónimo dijo...

AUREA ELIZABETH PALOMO ESPAÑA:

Estimados compañeros y profesor:
A lo largo de la discusión en el blog nos hemos enfocado en diversas áreas que nos hace falta rescatar del conocimiento que ahora tenemos sobre los recintos de documentación y de cómo acceder a ellos; de lo mucho que nos falta por aprender de ellos y de los avances que con ayuda de la tecnología habremos de alcanzar.
Sin embargo, hay un punto que, me parece, poco hemos tocado y me refiero a la cultura que el usuario debe tener durante su consulta: manejo de los libros y documentos, las responsabilidades del préstamo en sala y a domicilio, qué cantidad de libros se puede consultar por turno, cómo y dónde se deposita el material después de su uso, el volumen adecuado de la voz y sonidos, entre otros aspectos de similar magnitud.
Este tema aparentemente resulta muy obvio y por lo mismo no se le otorga mucha consideración, pero me parece de vital importancia rescatarlo, porque frecuentemente nos encontramos con libros mutilados, tachonados, subrayados, desaparecidos, etc. Bancas “decoradas”, teclados de computadoras descompuestos, gente gritando de un extremo a otro de la sala y muchos otros atropellos de los que deberíamos estar más conscientes.
Completando algunos de los comentarios anteriores, considero que no solo hace falta un acercamiento del estudiante a las fuentes de documentación, sino implementar con él, un acercamiento DIRIGIDO, que permita al usuario conducirse por las vías adecuadas de consulta y preservación. De esta manera, podríamos atacar la problemática desde sus orígenes y no solo intentar reparar los daños o pérdidas de material e instalaciones.
Desafortunadamente, de por sí, tenemos una pobre educación en cuanto al uso de bibliotecas y salas de documentación, poco queda decir de una cultura apropiada de conducta, respeto y manejo de los documentos, del mobiliario y del recinto.